Las series que no te puedes perder

En superfaveadores somos totalmente serie-adictos. Las hemos visto TODAS, desde Twin Peaks hasta The Leftovers, de Friends a Orange is the new black. Todas es TO-DAS.

Por eso, sabemos bien de lo que hablamos. Tenemos buen gusto y en este tema somos muy gourmets, muy sibaritas. No nos verás jamás descargando un screener de SeriesPepito o similares. Si eres capaz de bajarte un capitulazo de True Detective en calidad de mierda para verlo en el móvil, lo siento pero ése no es nuestro rollo. Nosotros sólo vemos las series en alta definición, formato MKV y 1080p mejor que 720p (aunque a veces no hay más remedio). No nos hemos comprado un televisor Full HD y un disco duro multimedia de 2Tb para luego bajar porquería.

En fin, a lo que íbamos. ¿Buscas alguna serie nueva que valga la pena? ¿Se te han acabado los capis de tu serie favorita y tienes ansias por empezar otra nueva que te llene tanto o más? ¿Quieres saber cuáles son las series imprescindibles, las mejores de 2014-2015 o las que son sólo para paladares selectos como el tuyo? Pues a continuación te desvelamos nuestro ránking de series que no te puedes perder.

La serie del momento: Sons of Anarchy

No tenemos ninguna duda: la serie del momento es Sons of Anarchy. El club de motos de Los Hijos de la Anarquía ha estrenado este otoño su séptima y última temporada con una legión de fans cada vez mayor. Nunca pensamos que una serie de moteros, inicialmente para un grupo de espectadores muy concreto, se convertiría en un fenómeno de masas. Pero así ha sido: las luchas internas de Jack Teller y su amor-odio por el club de Charming han acabado por atrapar al espectador.

En otro instante del año la serie del momento quizá sería Juego de Tronos, pero todavía queda mucho para el estreno de la próxima temporada (se nos hacen eternos estas esperas, de verdad).

true-detective

La serie revelación: True detective

La sorpresa de la temporada ha sido True Detective. Si no la has visto todavía, ya estás tardando. Una primera temporada corta pero intensa, con una historia de principio a fin, que se ha convertido en la serie revelacion de 2014.

Atmósfera inquietante, fotografía digna de Oscar, guiones impecables y unos actorazos enormes como Mathew McConaughey y Woodie Harrelson, que bordan sus papeles. En definitiva, una serie de factura impecable. Cierto es que se le puede acusar de tener un ritmo muy lento, pero en ningún caso nos parece que eso le reste emoción alguna. A nosotros nos ha encantado.

Pronto podremos disfrutar de la segunda temporada de True Detective, que narrará una historia totalmente diferente con otros actores. Esperemos que esté a la altura, algo nada fácil.

La serie más inquietante: The Leftovers

El premio a la serie más rara o más inquietante se lo lleva sin duda alguna The Leftovers. Una joyita para los amantes de las cosas raras que se ha sacado de la manga Damon Lindelof y que nos hace revivir los momentos más WTF de Lost. Te pasas el rato pensando: ¿pero esto qué coño es? Lo que más nos gusta ;)

El argumento no puede ser de lo más raruno: el 14 de octubre de 2011 desaparecen instantáneamente de la faz de la tierra 140.000 personas, el 2% de la población mundial. La historia se centra en la vida de un pequeño pueblo tres años después del “arrebato” y cómo la sociedad no puede olvidar semejante catástrofe/misterio. Un toque místico, muchas paranoias y preguntas que esperamos tengan respuesta próximamente (la segunda temporada de The Leftovers ya ha sido confirmada).

De capa caída: Homeland

Si viste el final de la tercera temporada de Homeland, ya te puedes imaginar que no auguraba nada bueno. No te vamos a espoilear, pero básicamente es así. El principio de la cuarta temporada muestra una serie correcta, de buena factura, brillante en ciertas ocasiones (especialmente cuando Carrie Mathison está on fire) pero sin alcanzar la tensión y la capacidad de atraparte de las temporadas anteriores.

los-soprano

La mejor serie clásica: Los Soprano

Vale, es de finales de los 90, pero sin lugar a dudas se ha convertido en un auténtico clásico. Tony Soprano (el malogrado James Gandolfini) se ha erigido como un personaje icónico que será recordado por siempre. Una serie totalmente redonda, de principio a fin.

Si te gustan las historias de la mafia aquí encontrarás un ingrediente adicional en la normalización (casi costumbrista) de la figura del mafioso, su familia y sus problemas cotidianos. Con sus diálogos brillantes, tramas hilarantes y -sobre todo- el aura de sus personajes, quizá la encuentres algo lenta al principio. Vale la pena continuar con ella, mejora mucho hacia el final de la primera temporada. Y te aseguramos que te enganchará para siempre.

Como extra, decirte que para nosotros es la serie con el mejor final que hemos visto nunca. No te decimos más. Don’t stop believing ;)

La serie más completa: Breaking Bad

Qué podemos decir ya de Breaking Bad que no se haya dicho todavía. Sus 5 temporadas son puro amor. Una gozada que se disfruta desde el primer capítulo, cosa nada habitual. Engancha al instante, es brillante, sarcástica y divertidísima (con cierto humor negro, sí). Pero además es que consigue lo que le pedimos a toda gran serie: que no puedas dejar de verla y acabes devorando capítulos sin parar. Y un buen final, también. En definitiva: debes verla sí o sí.

La serie más decepcionante: La Cúpula

Un fiasco en toda regla. Con la etiqueta de adaptación de novela de Stephen King, La Cúpula se granjeó muchas expectativas. Pero nada, todo hype, la serie ha resultado ser una decepción completa: pésimo guión, pésimos actores (a excepción de Dean Norris, el agente Schrader de Breaking Bad), una puesta en escena barata y cutre, un desarrollo de la trama muy mal faseado… en fin, no se salva por ningún lado.

Y eso es todo por ahora en nuestro ránking. Te seguiremos hablando de series, no lo dudes. Mientras tanto, tienes mucho que ver. Nosotros, por nuestra parte, seguiremos a la espera de las nuevas temporadas de House of Cards y Juego de Tronos, que ya están tardando.

OTRAS RECOMENDACIONES: Boardwalk Empire, House of cards…
ALÉJATE DE: Arrow, La Cúpula (de verdad)…